Master of vinyl

Nuestro primer mueble de discos surgió de la forma más tonta: diseñamos un mueble auxiliar igual pero bastante estrecho y un amigo, al que le encanta la música, nos comentó que si le dábamos unos centímetros más serviría para el plato y los vinilos. La idea nos encantó ya que por aquel entonces empezábamos nuestra colección de discos. Así que dicho y hecho.

 

Y hoy pensamos en todas esas casas que tendrán uno de nuestros Master soportando el delicioso peso de la música.